Hyundai Kona

Hyundai y Kia invertirán 40.000 millones en su gama eléctrica

Nos encontramos en un momento donde las marcas están apostando fuertemente por la electrificación de sus gamas. Es por ello que las previsiones existentes para los próximos 5 años nos irán dejando bastantes nuevos modelos así como variantes híbridas enchufables y no enchufables.

Hyundai Ioniq

Pese a que una de las más fuertes que pretende colocarse como líder es la alemana Volkswagen hay muchas marcas que ya están desarrollando sus modelos. Las coreanas Hyundai y Kia han hablado recientemente sobre sus planes de cara al futuro y es que tampoco quieren dejar pasar la oportunidad de ser pioneras en la cantidad de modelos que irán llegando en los próximos años.

Es por ello que han decidido invertir más de 40.000 millones de euros en la investigación y desarrollo de hasta 44 nuevos modelos eléctricos y existentes. Lo harán bajo una misma plataforma modular que les permitirá acoplar las nuevas tecnologías.

Empezando por el año que acaba de empezar los primeros modelos que van a llegar próximamente son las versiones híbridas enchufables de los nuevos Kia Sorento y Hyundai Tucson, y la variante híbrida del actual Hyundai Santa Fe.

Kia Niro

En lo que al plan conviene, la matriz surcoreana ya ha avanzado que contemplan el lanzamiento de 23 eléctricos, 13 híbridos, 6 híbridos enchufables y 2 vehículos de hidrógenos.

La mayoría de modelos que terminarán llegando lo harán tanto para Europa como para Estados Unidos.

Guerra al diésel

La guerra al diésel, un mal menor

Las medidas para combatir el cambio climático no han hecho más que empezar, fruto de ello es que tanto en nuestro país como en toda Europa se han ido constituyendo diversas leyes con el fin de reducir las ventas de las motorizaciones diésel que tanto nos han dado.

Con las continuas normas restrictivas que se han ido estableciendo en nuestras comunidades y los diversos mensajes de las altas esferas de que el diésel tiene los días contados se ha multiplicado la incertidumbre entre los ciudadanos que se han visto «obligados» a comprar otro tipo de motorizaciones.

Si bien el deseo de las ventas que iba a dejar – y que ha dejado – el diésel querían trasladarla a vehículos más ecológicos la realidad es que no ha sido así y quien se las ha llevado han sido los motores de gasolina.

Electrico

¿Pero es de verdad esto una buena forma de proceder? O, ¿es pan para hoy y hambre para mañana?

Estas dos preguntas vamos a intentar desarrollarlas de la mejor manera posible porque estamos ante un cambio bastante importante, para el cual se están tomando muchas medidas pero no hay un verdadero plan establecido. Lo que quiero decir es que básicamente se están dejando llevar por las presiones para quitar al diésel e introducir eléctricos, híbridos y demás tecnologías alternativas que existen hoy en día sin ir de la mano con las empresas que deben de trasladar a los ciudadanos los puntos de recarga.

Vamos por partes, en España durante el 2019 se han vendido un total de 1.258.260 vehículos los cuales se han repartido de la siguiente manera:

Gasolina – 756.214 unidades
Diésel – 349.796 unidades
Resto* – 150.991 unidades

* Incluye: eléctrico puro (BEV), eléctrico de autonomía extendida (EREV), híbrido enchufable (PHEV) y no enchufable (HEV), hidrógeno (FCEV), GNC, GNL y GLP

Eléctrico

Las tecnologías alternativas han subido un 5,2% respecto al año anterior (en 2018 tuvo una cuota del 6,8%). El dato es importante por dos cuestiones, la primera es que las medidas llevadas a cabo están surtiendo parte de su efecto y la compra de estos vehículos están mejorando, pero la segunda y más importante es que estamos englobando todas y cada una de las diferentes alternativas (son 8 tecnología diferentes).

Dividiendo el crecimiento general (5,2%) entre cada una de las alternativas (8 diferentes) observamos que cada tecnología de media ha subido un 0,65%. ¿Sigues viendo igual el dato?

Están sacrificando una motorización que se ha demostrado que ya no es tan contaminante como hace 20 años para intentar introducirnos algunas tecnologías que no son viables (en la actualidad) para muchísimos ciudadanos, que tampoco hay puntos de recargas y que apenas están creciendo algo más de medio punto anualmente. 

Todo esto nos ha llevado a lo anunciado arriba, la primera vez que se genera un descenso anual en el número de ventas prácticamente desde que el país salió de la crisis.

Fabricacion coches

¿Nos merece la pena meter con calzador alternativas para las que no estamos preparados? Supongamos que en los próximos 5 años se genera un vuelco increíble y se venden más coches eléctricos que de combustibles fósiles, ¿está el país preparado para generar la electricidad que se requeriría? ¿En un país dónde la luz se encarece a la mínima vamos a dejar que sea el combustible de transporte?

Y lo peor de todo no es lo que ya hemos hablado, lo peor de todo y la gran mentira viene cuando la DGT inventa unas pegatinas para definir a los vehículos para los planes de emergencias (personalmente lo veo bien y estoy de acuerdo con ellos salvo por lo que os voy a contar) y resulta que hay coches como el Range Rover Sport HST con 400 CV y consumo homologado de 9,3 litros que tienen la etiqueta ECO. Sí, has leído bien, 400 CV para un todoterreno grande y con etiqueta de ecológico.

¿Qué clase de patraña es esta? Sinceramente me parece estar al mismo nivel que el anterior ciclo de homologación de consumos donde se permitían auténticas barbaridades con tal de homologar consumos irreales.

Todo esto no hace más que me replantee si realmente estamos ante un sistema justo y que mira por la contaminación y el planeta o no son más que mentiras y presiones con el fin de parecer algo que no es.

Yo desde mi punto de vista seguiré diciendo que la llegada real y viable de los eléctricos están al menos a 10 años en nuestro país y seguramente otras alternativas híbridas si llegarán pisando más fuerte, pero siempre sin llegar a perder la combustión fósil porque vivimos en un mundo capitalista y hay demasiadas manos e intereses de por medio como para permitir dejar de utilizar el petróleo en el mundo automovilístico.

fgdh

Plan Moves 2020: ¡200 millones de euro de presupuesto!

Dentro del Plan Nacional Integrado de Energía y Clima (PNIEC) están contempladas las directrices del próximo Plan Moveas 2020. A pesar de que en la actualidad sigue estando vigente el Plan Moveas 2019, se ha podido saber que además del incremento del presupuesto, se ha fijado 2025 como fecha para igualar los precios de vehículos eléctrico y de combustión.

Para ello el plan incentiva la compra de este tipo de nuevas tecnologías más limpias con un total de 1.000 millones de euros a repartir entre el mencionado plazo

Un apunte importante es que parece ser que se centralizará en los vehículos eléctricos dejando de lado a otras posibles alternativa como son el GLP y el GNC. La única excepción será en aquellos segmentos en los que las baterías enchufables aún no sean una alternativa viable.

Otro factor a tener en cuenta es que parece ser que entregar un vehículo de más de 10 años ya no será obligatorio y que en cambio se premiará al futuro comprador si es que llega a entregar alguno de alguna otra manera como puede ser un plus de valoración por el vehículo.

Plan Moves 2019

EL ÉXITO DEL PLAN MOVEAS 2019 BRILLA POR SU AUSENCIA

Como confirmó «Anfac» hace días en la presentación de su Barómetro trimestral de Electro-Movilidad el plan de 2019 que se aprobó el pasado Febrero apenas ha consumido la mitad de los 45 millones presupuestados.

La asociación de fabricantes y distribuidores junto con «Anfac» están de acuerdo en que el motivo del escaso éxito es debido por una parte a la desaceleración del mercado en las últimas fechas pero sobretodo a la mencionada obligación de la entrega de un vehículo de más de 10 años de antigüedad para poder optar a algunas de las ayudas ofrecidas.

También es cierto que a pesar de la continua ampliación de vehículos eléctricos o híbridos enchufables en todos los catálogos del mercado español la realidad es que las ventas de dichos vehículos apenas superan el 2% del total de las ventas y se está viendo como poco a poco otras alternativas como el gas está ganando algo de terreno.

La realidad es que el parque español aún no está preparado para semejante cambio, pero eso a Europa le da igual y a las marcas no les queda otra que seguir ampliando la oferta de vehículos para intentar llegar a más público.

Para terminar he de añadir que todo lo mencionado anteriormente sólo será llevado a cabo si se termina formando Gobierno, ya que si no, todo apunta a que se ampliaría el plan de 2019 con otros 45 millones de euros.